Martin Seligman es un psicólogo que ha sabido abrir una nueva vía en la psicología actual. Ya hace unos años, a finales de la década de los 90, se inventó un término denominado la Psicología Positiva.

Se centra en el hecho de que la psicología siempre se ha centrado en la investigación y el tratamiento de las enfermedades mentales, dejando de lado la investigación y el fortalecimiento en las personas sanas de las emociones positivas.

Así lo explicaba él en una conferencia TED:

Puedes compartir esta conferencia haciendo click en los botones de aquí abajo
[social4i size=”large” align=”align-left”]

La Psicología Positiva trata de fijarse en aquellas personas que sobresalen en relación con alguna emoción positiva y trata de establecer qué es lo que hay diferente en esa persona del resto de los mortales. ¿Por qué esa persona es más feliz que los demás?

Por supuesto, la genética tiene algo que ver pero los hábitos de vida y cómo aborda los problemas los problemas esa persona tienen mucho que ver también.

Se ha descubierto que las personas más felices tienen un cerebro cuyo hemisferio izquierdo y derecho se comunica mucho más fluidamente que el resto de las personas.

Martin Seligman destaca un aspecto de la vida que marca una diferencia notable en si una persona es feliz o no: la interacción social. Las personas felices son mucho más sociales que las personas que tienen un grado de felicidad inferior. Seligman habla de relaciones sociales significativas, no superficiales, relaciones con personas con las que te sientes cómoda/o y que te aportan algo bueno, ya sea una determinada actitud ante la vida o un estado mental de paz interior.

NUMANIATICOS es un blog sobre cosas impresionantes. Introduce tu email en esta caja y recibirás todos los días gratis los nuevos artículos que se vayan publicando:

Introduce tu email:

Artículos relacionados