Vivimos en una época maravillosa. Hoy en día, gracias a los avances científicos y tecnológicos, podemos recrear cosas tan alucinantes como el desarrollo de un feto en el vientre materno, desde su concepción hasta el momento del parto.

Esta recreación la vas a ver a continuación en un emocionante vídeo que supone en esencia el milagro de la vida.

Se han cuidado todos los detalles evolutivos para la recreación de este desarrollo del feto:

Día 1: tiene lugar la concepción.
10 días: la menstruación de la madre se detiene.
18 días: el corazón comienza a latir.
28 días: el ojo, el oído y el sistema respiratorio se empiezan a formar.
42 días: se forma el esqueleto completo.
8 semanas: todos los sistemas corporales presentes.
9 semanas: entrecierra los ojos, traga, mueve la lengua.
11 semanas: aparecen las uñas.
16 semanas: los órganos genitales están claramente diferenciados, agarra con las manos, da patadas, giros,…
18 semanas: las cuerdas vocales funcionan, puede llorar.
20 semanas: tiene pelo en la cabeza.
23 semanas: 15 % de posibilidades de viabilidad fuera del útero si el nacimiento es prematuro.
24 semanas: 56 % de los bebés sobreviven a un nacimiento prematuro.
25 semanas: 79 % de los bebés sobreviven a un nacimiento prematuro.

Estudios recientes muestran que más de un espermatozoide puede entrar en un óvulo, pero sólo uno se las arregla para entrar en el núcleo.

El desarrollo del cerebro de un niño depende de tres factores. 60 % del desarrollo es determinado por los genes, 10 % en la dieta de la madre y el 30 % en el medio ambiente del interior del útero.

Los genes son realmente los responsables de la creación del plan de desarrollo básico del cerebro. Las interrelaciones entre las neuronas dependen, en gran medida, del bienestar de las madres, la nutrición temprana, el estado de ánimo y los hábitos como el alcohol y el tabaco.

Artículos relacionados