La prueba irrefutable de que nuestros hijos viven en otro mundo diferente al que crecimos

Hay vídeos que resultan demoledores para demostrar el paso del tiempo. Este vídeo que vas a ver es una muestra de ello.

Ponganse en la siguiente situación. Has ido a pasar el día a un pequeño pueblo costero. Todo parece ir bien. Pero de repente, tu hijo se adelanta con una expresión de asombro absoluto en su cara.

¿Qué es lo que pasa?”, te preguntas. Tu hijo se para delante de algo que ha llamado poderosamente su atención. Hay algo en ese artefacto que no entiende. Parece saber de qué se trata pero su mente no es capaz de asimilarlo.

Tú contemplas asombrado esta escena que te hace sentir muy viejo:

[mashshare]

1 comentario en “La prueba irrefutable de que nuestros hijos viven en otro mundo diferente al que crecimos”

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.